Alcalde y concejo municipal de Santa Cruz: “EE.UU. está vulnerando libertades y DD. HH. de Cardoen”

Carlos Cardoen y el derrocado dictador iraquí, Saddam Hussein

Ayer martes, el Concejo Municipal de Santa Cruz se reunió en sesión especial, a la que asistió el empresario Carlos Cardoen Cornejo, quien se refirió a la alerta roja que mantiene INTERPOL en su contra desde la década de 1990.

Cardoen dijo que “debido a que tiene una notificación desde 1993 que estipula que se solicitará su extradición, y a pesar de encontrarse de forma pública residiendo en territorio chileno, el Gobierno de Estados Unidos no ha presentado aún la solicitud de extradición a los delitos imputados, impidiéndole la defensa ante un tribunal”, comunicó la Municipalidad mediante un comunicado.

El alcalde de Santa Cruz, William Arévalo, “manifestó su total respaldo” a Cardoen, según dijo, “porque se está vulnerando las libertades y derechos humanos; como la violación del derecho de acceso a la justicia, de un hombre que ha contribuido significativamente al desarrollo cultural, laboral y social, apoyando importantes iniciativas en la comuna de Santa Cruz y el país”.

El Gobierno de los Estados Unidos incluye a Carlos Remigio Cardoen Cornejo en su lista internacional de criminales, como “fugitivo internacional”, y señala sobre él:

“Las bombas de racimo son recipientes metálicos que contienen hasta doscientas cuarenta “bombitas” pequeñas. Las bombas están llenas de explosivos y metralla. Lanzadas desde un avión, cubren un área amplia con fragmentos de metales mortales, algunos de los cuales son lo suficientemente poderosos para perforar una placa de armadura. El depuesto dictador iraquí Saddam Hussein utilizó bombas de racimo con un efecto terrible.

Un importante proveedor de estas municiones mortales es un fugitivo internacional. Carlos Remigio Cardoen vendió más de ciento cincuenta millones de dólares en bombas de racimo al régimen de Saddam Hussein durante los años ochenta. Las bombas fueron fabricadas en Chile con zirconio que se obtuvo ilegalmente en los EE. UU. Una orden de arresto de los EE. UU. emitida el 27 de mayo de 1993 acusa a Cardoen de exportar ilegalmente zirconio y piezas y moldes hechos en EE. UU., a través de su compañía con sede en EE. UU.

Carlos Remigio Cardoen es un hombre blanco, nacido en Santa Cruz, Chile, el 1 de mayo de 1942. Mide 180 centímetros de altura, pesa 77 kilogramos y tiene el cabello de color marrón grisáceo y ojos marrones. Lleva gafas de lectura y traje de negocios. Habla ingles y español.

Cardoen es un ciudadano chileno que vive en Chile. En los últimos años, se cree que visitó Cuba, México, Rusia, Gran Bretaña, España, Grecia y Bélgica. Viaja con pasaporte chileno.

Los Estados Unidos buscan la extradición de Cardoen a los Estados Unidos. Si tiene información sobre Cardoen, debe comunicarse con la embajada o consulado de los EE. UU. más cercano. Los Estados Unidos pagarán una recompensa por la información que conduzca al arresto de Cardoen. Estados Unidos garantiza que todos los informes serán investigados y que toda la información se mantendrá confidencial.”

Autor entrada: Redacción

Avatar