Mísera concurrencia tuvo reunión de José Antonio Kast con simpatizantes en Santa Cruz; fue funado

Apenas una decena de personas concurrieron al llamado de José Antonio Kast para firmar por el Partido Republicano, que él lidera, en la comuna de Santa Cruz.

La cita era a las 14:30 horas de este miércoles en un céntrico restorán de la ciudad, pero el excandidato presidencial solo llegó dos horas más tarde, a las 16:45 horas.

«Hoy más que nunca Chile necesita recuperar la política, para las personas. Seguiremos recorriendo el país como lo hemos venido haciendo, para seguir estando presente en las verdaderas urgencias sociales», dijo el ultraderechista Kast, hijo de un nazi.

Entre los asistentes y simpatizantes del Partido Republicano se encontraba Mauricio Donoso Arellano, exconsejero regional por Colchagua y fallido excandidato a diputado, exmilitante de la Unión Demócrata Independiente (UDI), quien expresó que Kast es un «gran hombre y político de verdad que habla claro y fuerte, lo que le duele a la izquierda».

El pinochetista Kast, paradójicamente, logró reunir más opositores y carabineros que adherentes en su reunión del Licanray. Más de treinta policías realizaron un estricto control a las personas que se hallaban en calle Claudio Cancino, donde se encuentra el local comercial que hospedó su visita. Cerca de cincuenta personas se congregaron allí para protestar en contra de quien fuera militante de la UDI y diputado por La Reina y Peñalolén. Sobre esto, Mauricio Donoso expresó que fue «la izquierda» la que «nos trató de funar, pero no pudieron, ¡no tenemos miedo!».

Al menos una persona resultó detenida durante el meeting. El individuo en cuestión se encontraba consumiendo en el restorán, y se habría opuesto a ser grabado por carabineros, por lo que fue detenido por un grupo de ocho uniformados. Además, las fuerzas policiales impidieron a los medios de comunicación locales, como Sabesqué, grabar la detención.

En su salida, junto con diversos gritos y cánticos, Kast fue despedido con huevos y basura. Sin pena ni gloria, se retiró con destino a San Fernando, donde tuvo algo más de suerte: lo recibieron quince personas.

Autor entrada: Redacción

Avatar