Anteayer fiscalizaron instalaciones eléctricas en Pichilemu

La Superintendencia de Electricidad y Combustibles (SEC) realizó una fiscalización en la subestación reductora de 23 a 13,2 kV en Pichilemu, con el objetivo de verificar el cumplimiento de las normas vigentes y garantizar un servicio eléctrico de calidad, continuo y seguro para los usuarios de la zona.

El delegado presidencial provincial de Cardenal Caro, Carlos Cisterna Pavez, y el seremi de Energía, Claudio Martínez Molina, acompañaron al equipo de la SEC en la inspección de la subestación. Durante la fiscalización, se revisó el estado de los transformadores, el grado de carga máxima y el nivel de confiabilidad que ofrece el sistema de media tensión.

Además, se constató la cantidad de brigadas y equipamiento que la Compañía General de Electricidad (CGE) tendrá disponible para atender contingencias eléctricas durante este verano 2023 en toda la zona costera de la región, específicamente en las comunas de Bucalemu, Navidad y Pichilemu.

El delegado presidencial señaló la importancia de brindar los mejores servicios tanto a los habitantes como a los turistas que visitan la zona y que, debido a la temporada estival, están expuestos constantemente a cortes y micro cortes que afectan directamente a la actividad productiva principal de la región: el turismo.

Por su parte, el seremi de Energía destacó que la fiscalización se realiza para constatar que la operación y el nivel de mantenimiento de la subestación cumplan con los estándares establecidos por la normativa vigente, con el fin de garantizar la continuidad y calidad del suministro eléctrico en la provincia de Cardenal Caro.