Ante masivo rechazo: médicos del hospital de San Fernando constituyen mesa técnica “para abordar” objeción de conciencia

El Hospital de San Fernando ha constituido una mesa técnica para “abordar” el amparo en la objeción de conciencia, en el marco de la ley de aborto en tres causales, respondiendo al masivo rechazo que han manifestado no solo organizaciones de la provincia de Colchagua, sino que un gran sector de la comunidad.

A través de un comunicado, el Servicio de Salud informó que “a mediados de abril ingresó en la oficina de partes del Hospital de San Fernando una carta firmada por una quincena de organizaciones sociales de nivel comunal, provincial y regional, en ella manifestaban su preocupación por la eventual falta de servicio en el establecimiento debido al anuncio de los médicos de obstetricia de acogerse a la objeción de conciencia personal contemplada en la Ley de Aborto en 3 Causales. Junto con la entrega de la misiva, los representantes de las organizaciones se manifestaron al interior del centro asistencial”.

Ante ello, la Dirección del Servicio de Salud instruyó la constitución de una mesa técnica en la que participen la dirección del Hospital San Fernando, el médico jefe de la unidad de Emergencia, Dr. Héctor Toledo; la subdirectora de Gestión y Desarrollo de las Personas, Lindsay Macuada; la encargada de Participación Ciudadana, Ma. Teresa Barahona; la encarga de Alto Riesgo Obstétrico, Dra. Vivian González, además de una asistente social de la dirección regional, “Conscientes de la preocupación manifestada por la ciudadanía”, y “con el fin de establecer los criterios sobre los cuales se trabajará con la comunidad usuaria, mostrando el funcionamiento de la ley y el flujograma de las pacientes que soliciten atención en alguna de las 3 causales”.

Entre la quincena de organizaciones que firmaron la carta y lideraron la manifestación, está la agrupación “Amiga, Te Acompaño” (ATA), cuya dirigenta, Fany Cornejo, expresó que “nos encontramos a la espera de concretar la primera mesa de trabajo en que pretendemos lograr el acceso igualitario al aborto en 3 causales en los hospitales habilitados de nuestra región”. Respecto a las medidas tomadas por la autoridad de salud, Cornejo aseguró que “esperamos que dentro de la mesa de trabajo podamos tomar definiciones conjuntas y dar una salida concreta a nuestras exigencias como fuerza social”.

La dirigenta social colchagüina manifestó además que “como mujeres pretendemos crear conciencia frente una visión profundamente arraigada aún en nuestra cultura en que nos vemos disminuidas, menospreciadas, privadas, golpeadas, abusadas, violadas y asesinadas”, enfatizando que “debemos comprender también que esta visión ha sido impuesta y perpetuada a lo largo de nuestra historia, por lo que el camino que queda por recorrer para dejar de ser tratadas como ciudadanas de segunda clase, es largo y los avances en cuanto a nuestra autonomía reproductiva, son parte de la esfera”, afirmó con vehemencia.

La respuesta oficial desde el Servicio de Salud frente a la inquietud manifestada por las organizaciones sociales de Colchagua vino de parte del Subdirector de Gestión Asistencial, Dr. Felipe Rojas, quien afirmó que “considerando la realidad de los establecimientos que componen nuestra red asistencial, para cada una de las causales se construyó un protocolo de derivación, de tal forma que ninguna paciente de la región quede sin cobertura y sin la posibilidad de recibir las atenciones que la ley resguarda”.

Cabe señalar que uno de los principales ejes de funcionamiento de los servicios de salud es el trabajo en red, y que las derivaciones entre establecimientos son propias de su actividad. “En ese sentido nosotros ya tomamos las medidas para que todas las pacientes que requieran la interrupción del embarazo aduciendo alguna de las tres causales contenidas en la ley puedan recibir la atención que necesitan” concluyó el Dr. Rojas.

N. d. R.: Vamos a ver en qué va a terminar todo esto ahora que la Contraloría declaró ilegal el protocolo que permitía a instituciones públicas declararse objetoras de conciencia. Recordemos que todos los médicos del Hospital de San Fernando se declararon objetores de conciencia. (Pero para recibir los milloncitos a fin de mes, con plata de todos los chilenos e ignorando una Ley de la República, no hay objeción de conciencia)

Autor entrada: Redacción